Nicaragua - Pueblo Mískito

DESCRIPCI?N DEL PUEBLO MÍSKITO:

Sobre el origen del nombre: Algunos autores han señalado que antes del siglo XVII ni se conoce una referencia a ellos y el les hace suponer que se trata de un pueblo cuya identidad es resultado histórico colonial. Explican que el origen del nombre se encuentra en la palabra francesa mosquete, arma que este pueblo usó en la época de la piratería europea en el Caribe. Otros aducen que su nombre se origina en la denominación que tienen las numerosas islas y cayos existentes frente a las costas del Caribe nicaragüense, llamadas Cayos Mosquitos, precisamente un espacio acuático territorial primordial para entender la vida y cultura de este formidable pueblo originario.

No obstante esas consideraciones, en la memoria histórica de este pueblo, se encuentran la explicación de sus orígenes, como la explicación del nombre de su pueblo. Un mito de origen los explica. Los indígenas mosquitos, como le llamaron los europeos, es propiamente la corrupción gramatical de la voz miskit-u que significa ??la gente?, ??la casa? , de ??Miskut?, siendo este personaje un héroe cultural, civilizador. Miskut condujo una migración de los antiguos mískitos, alrededor del año 1000 d.C. desde un sitio aún impreciso, ubicado en la costa norte caribeña, hasta la zona de la desembocadura del río Coco y la laguna de Cabo de Gracias a Dios, en un punto que llamaron Sitawala, que quiere decir lugar de la abundancia de almejas.

Desde Sitawala el cacique Miskut organizó y distribuyó a sus descendientes en el territorio que se conoce como la Mosquitia, abarcando la parte sur oriental de Honduras y noreste de Nicaragua, por sus dominios se extendieron por toda la franja caribeña hasta lugares tan australes como Bocas del Toro y Golfo de los Mosquitos, en Panamá.

Los mískitos son un pueblo acuático por excelencia. La vida del mískito es impensable sin el agua, sea esta de ríos, lagunas o del mar Caribe. Sus comunidades, que son más de 300, se localizan en forma estratégica junto al agua, de donde obtienen la mayor cantidad de recursos alimenticios y de comercio.

Los mískitos constituyen el pueblo indígena de mayor población en Nicaragua donde alcanzan aproximadamente 120.000 habitantes. Es también un pueblo transnacional encontrándose en Honduras, unos 30.000 habitantes, donde igualmente, es un pueblo indígena proporcionalmente mayoritario.

En Nicaragua, la ciudad de Bilwi es el principal centro urbano indígena mískito; es la ciudad cabecera de la Región Autónoma del Atlántico Norte (RAAN), siendo una ciudad cosmopolita donde la mayoría de la población habla tres idiomas: mískito, inglés cróele y español; también se habla sumo-mayangna, otra lengua indígena. Bilwi es ciudad puerto marítimo, y sus habitantes son mayoritariamente indígenas, con una población urbana arriba de 25 mil habitantes.

Políticamente los mískitos de Nicaragua, participan activamente de un régimen de autonomía regional multiétnica, cogobernando, por lo tanto, las regiones autónomas del Atlántico Norte y Sur (RAAN y RAAS) junto a otros grupos étnicos del caribe nicaragüense que gozan de ese régimen. La relativa mayoría poblacional de los mískitos, en esas regiones, también les permite el control absoluto de los gobiernos locales en los extensos municipios de Prinzapolka, Waspam y Puerto Cabezas.

Etnohistoria: El pueblo mískito arribó a la zona que ocupan en la actualidad en una época no precisada aún. Las referencias mitológicas coinciden en señalar que ellos llegaron a la costa del caribe de Honduras y Nicaragua desplazados desde más al norte por otros pueblos. Específicamente se hace relación a la actuación de grupos nahuas que a la caída de Teotihuacan presionaron sobre tierras y pueblos de Centroamérica, alrededor del año 1.000 d.C. Desde la memoria de los pueblos sumos o mayangnas, habitantes originarios del territorio del sur de Honduras y Centro Norte de Nicaragua, también se refiere a la guerra con los  Mískitos, que les desplazaron, a la vez, de la zona costera.

Lo anterior supone que las migraciones mesoamericanas provocadas por la crisis de los imperios preaztecas del centro y sur de México, alrededor del 600 ?? 800 d.C. presionaron a los pueblos MISUMALPAS (Mískitos, Sumos, Matagalpas) asentados en la baja Centroamérica desde mucho tiempo atrás. La llegada al pacífico de Nicaragua de los pueblos mesoamericanos se inicia con la llegada de los chorotegas, fue seguida de otras migraciones en el 1.200 d.C. ejecutadas por los maribios y nicaraos, provenientes también del sur de México, hechos históricos comprobados que nos ayudan a entender y ubicar cronológicamente la llegada de los mískitos por la zona del mar caribe producto del mismo fenómeno de expansión mesoamericano, pero en si dimensión caribeña.

Durante la época colonial los mískitos derrotaron los intentos españoles por conquistarlos, y al contrario establecieron una alianza con los ingleses. Resultado de la misma fue la configuración del Reino de la Mosquitia, a partir de 1660 aproximadamente y elevado por Inglaterra, más tarde, al rango de un tardío Protectorado que funcionó entre 1839 y 1860.

El Estado de Nicaragua y el de Honduras, debieron negociar con Inglaterra la incorporación del territorio de la Mosquitia a sus respectivas soberanías nacionales, con sendos Tratados, de 1859 y 1860, más tarde, para el caso de Nicaragua, por medio del Tratado con Nicaragua de 1905. De esta matriz se alimenta legal e institucionalmente el régimen de autonomía reconocido oficialmente a partir de 1987 en la legislación nicaragüense, para los Pueblos Indígenas y Comunidades ?tnicas de la Costa Atlántica.

El idioma mískito se integra dentro de la familia lingüística denominada MISUMALPA, ligada al phillum Macro Chibcha.

Descripción de la Cultura del Agua del Pueblo Mískito: Un perfil de la cultura del agua del pueblo mískito resulta de observar la distribución de sus comunidades en estos tres municipios del noreste de Nicaragua y en la llamada Mosquitia hondureña, zonas caracterizadas por ser costeros y estar delimitados continentalmente por los grandes ríos, el Coco y el Prinzapolka. A lo largo del río Coco, llamado en mískito simplemente Wangki ??el río-, se encuentran cerca de 90 comunidades mískitas. Ellas son las dueñas del río, es su río y sin él no pueden vivir. El río Prinzapolka (los verdaderos indios), es otro importante río mískito, con iguales atribuciones conceptuales, encontrándose en sus orillas cerca de 20 comunidades mískitas. En la línea de comunicación de canales y lagunas intercosteras, que van desde Carataska en Honduras, doblando por el Cabo de Gracias a Dios, hasta llegar a Laguna de Perlas, en Nicaragua, es posible encontrar unas 60 comunidades mískitas. Todas viviendo, literalmente, en el agua y del agua. Pescan peces de escama, tiburones, langostas, camarones y tradicionalmente cazan tortugas verdes y de carey y vaca marina o manatí; igualmente capturan ostiones, almejas, conchas y caracoles.

Poseen uno de los ecosistemas más ricos y limpios del mundo. Estos son constituidos en la plataforma submarina nicaragüense que es relativamente plana y ligeramente inclinada con un área de 39.000 km2. Este ecosistema lo forman los estuarios marinos asociados a las lagunas inter costaneras, los arrecifes de coral, los lechos de hierba subacuática o pasto marino. En el sobresalen por su importancia económica y cultural para la economía mískita, regional y mundial, la presencia de especies animales y vegetales, tales como langostas (Panulinus argus) y camarones (Peneaus spp). La pradera marina es aquí extraordinaria, con su pasto único que alimenta a tortugas y manatíes, acompañados de corales, esponjas, equinodermos, crustáceos, peces termales y organismos bénticos. El pasto de tortuga (Thalassia testodinun) marino atrae cuatro especies de grandes tortugas: la tortuga verde (chelonia mydas), la tortuga tora (Dermochelys cariacea), la tortuga caguama (Caretta caretta) y la tortuga carey (Eretmochelys imbricata); y el pasto de manatí (Syringodium filiforme) es el alimento del manatí, también llamado, vaca marina. La thalassia es una planta marina que crece en ese lecho del caribe estabilizando a la vez los sustratos arenosos y es hábitat y fuente al alimenticia de otros especies.

Esta es la Costa de Mosquitos. Un resultado de la profunda integración de estos pueblos originarios a este complejo ecosistema, lograda en siglos de adaptación que le permitieron el aprovechamiento del sistema enérgico que construye una cadena biológica específica. Esta convierte energía solar en proteína vegetal y luego en proteína animal. Todo en al agua. Camarones, langostas, caracoles, ostiones, peces, mamíferos y tortugas son abundantes en esta zona.

Pero, el nombre de Costa de Mosquitos, es histórico y es cultural. Por tal razón, la relación estrecha de los mískitos con el agua, se expresa en forma abundante en su mitología.

Cosmovisión: Desde sus grandes mitos de origen como desde sus actividades de subsistencia hasta su sentido del bienestar, del placer, del ocio, del amor, el pueblo mískito traza su relación con la vida en forma inseparable del agua. Por lo mismo, ésta debe ser mesurada, sopesada, de lo contrario provoca a su espíritu guardián, denominado Liwa, quien puede atrapar a las personas o hacer daño a la comunidad. El agua tiene en la cultura mískita una connotación de espacio sagrado. En su cosmogonía existe un personaje central que es la Madre Escorpión o Yapti Misrika, ella vive en un país que es el destino del isigni o espíritu de los muertos, al cual se llega solamente después de navegar por un río lleno de difíciles pruebas, las que son superables únicamente por la acción colectiva de la comunidad y el apoyo del sukia o chaman, ejercidas en forma colectiva en el Sihkru o ritual de la muerte. Más la cultura mískita tradicional es muy rica en música, es también una cultura lírica, donde encontramos la presencia del agua y del amor.

La siguiente poseía fue escuchada por el viajero Young, durante su estadía en la costa de Mosquitos a inicios del siglo XIX, la copió y luego la publicó. La hemos titulado La Niña del Mar:

Poesía Mískita Anónima
     La Niña del Mar

   Querida niña, me voy lejos de ti,
¿Cuándo nos volveremos a encontrar
  para vagar juntos a la orilla del mar?

   Siento que la dulce brisa del mar
  sopla su bienvenida en mi mejilla.

      Escucho el distante retumbo
        de la lúgubre tormenta.

     Veo el destello del relámpago
      en la cumbre de la montaña,
           iluminando todo abajo. 

      Pero tú no estás junto a mí.
Mi corazón está triste y desconsolado; 

           Adiós, mi querida niña,
        sin ti me siento desolado.

Poema mískito anónimo, recopilado por Thomas Young entre 1938 y 1841. Titulado por Mario Rizo.

Mitos y Leyendas del Pueblo Mískito. Personas y lugares sagrados: Son numerosos los mitos y leyendas mískitas que expresan su cultura del agua. La idea de un diluvio que arrasó la vida aparece en sus mitos, lo mismo en la recreación de la vida, el agua es un espacio primordial, tanto en su expresión de agua dulce, corriente (awala), como de agua de lluvia (pura laya) o bien como el rocío, llamado por ellos, en forma poética, ??agua del viento? (diwas laya) o como agua de mar. Transcribimos dos de estas narrativas mitológicas mískitas que exponen parte de su cultura del agua.

El origen de Wangki que en idioma mískito es el río Coco: En tiempos antiguos, muy antiguos, antes de la creación del mundo vivía en la Mosquitia un gran espíritu subterráneo llamado Niki Niki. Cuando caminaba hacía temblar la tierra. Vivía feliz con su hijo a quien alimentaba con semilla de flor de pino. Tenía su morada arriba del Wangki. Un día su hijo desapareció. Niki Niki lo buscó desesperado; sus gritos eran como bramidos, como truenos; a su paso hacía temblar la tierra dejando tras de si un enorme cauce. Caminó hasta Awasbila esparciendo semillas de pino con la idea de atraer con su aroma a su querido hijo, pero este no apareció. Niki Niki continuó caminando hasta llegar a la orilla de la playa del mar Caribe esparciendo siempre las semillas de pino, pero tampoco lo encontró. Regresó por el mismo cause hasta Leimus, donde se le terminaron las semillas.

Desesperado, después de mucho tiempo, Niki Niki murió de tristeza, pero antes lloró mares de lágrimas en la búsqueda de su hijo, esas lágrimas inundaron el cauce abierto, creándose así el Wangki. Luego sus aguas irrigaron la tierra e hicieron brotar de las semillas esparcidas en el inmenso llano los bosques de pino de bello verdor y aroma que caracteriza esa región de la Mosquitia.

Por esta razón los hijos e hijas del Wangki son dueños y dueñas del río Coco, que también se llama simplemente Wangki, y de sus bosques de pino. Al atardecer los ancianos en sus comunidades se reúnen con sus nietos a contarles estas y otras historias llenas de sentimientos  y describiendo la geografía del territorio mískito.

La Inundación Universal: Un día los hermanos Suko y Kuru fueron a pescar al río Kwakiwa, tributario del río Oconwás, y pescaron abundantemente sirik. Siguieron pescando y atraparon un enorme batís (barbudo o chulín). Suko quiso asar y comer una parte de este pescado, pero  Kuru dudó hacerlo por creer que se trataba de un espíritu del río. Suko desoyó a su hermano y comió el pescado e inmediatamente sintió una irresistible sed. Agobiado pidió ayuda a su hermano quien le proporcionó agua pero cada vez tenía más sed por lo que Kuru lo llevó al río donde metió la cabeza al agua para saciar la sed, pero no logró sino llenarse de agua y transformarse poco a poco en una boa gigante.

Kuru asustado de lo que ocurría a su hermano corrió a la comunidad, sin atreverse a contar a su gente lo ocurrido. Pero la gente sospechó y fueron al río a buscar a Suko y encontraron a la enorme boa enroscada en un árbol de ceiba y cuando todos la veían esta se transformó en una tormenta que inundó la región, pereciendo todos los habitantes, salvo Suko, su mujer y sus hijos.

Léxico del agua:

            Agua: Li, Laya
            Río: Awala
            Riachuelo: Tingni
            Manantial: Li karma
            Laguna: Madakura
            Lluvia: Pura laya
            Rocío: Diwas laya
            Lluvias de invierno: Yabra Laya
            Granizo: Li Klaswan (agua sólida),
                          Ais Ma (hielo de sol)
            Diluvio: Lisamra Tara 

Toponimia hídrica: Awas Tingni: Río de los Pinos. Nombre de una comunidad indígena del municipio de Waspam, en la Región Autónoma del Atlántico Norte. Awastingni, logró en 2001 una sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, en contra del Estado de Nicaragua, la cual obliga al estado a realizar la delimitación, demarcación y titulación de sus tierras comunales de conformidad con su derecho consuetudinario, sentencia que aún no cumple el Estado de Nicaragua.
          Batanlaya: Río de aguas aceitosas.
          Kukalaya: Río de la abuela
          Sixsawala: Río de los cultivos de banano
          Lidaukra: Nombre de una Laguna. Literalmente río de la división de las aguas (del llano, de la laguna y del mar).
          Awakapahani: Literalmente río lento, afluente del Río Grande de Matagalpa.
          Kukalaya: Río de la Madreculebra 

Conocimiento Astronómico: Principalmente satisfacen necesidades de entendimiento , creación, subsistencia, protección, libertad.

La relación de la cultura del agua entre los mískitos nos lleva a considerar la existencia de una relación de dependencia de ese medio y de los recursos de sobrevivencia para lo cual desarrollaron conocimientos, artes y tecnologías.

Kati es el ciclo lunar, es luna, personaje al que le asocia en el idioma mískito una característica de la naturaleza de ocurrencia en el tiempo, y resulta en la definición de los meses, así aparece el calendario adaptado conforme la influencia cristiana.

Primero veamos como los mískitos leen las diversas fases de la luna, que llegan a distinguir hasta once momentos:

Luna Nueva: Kati Apu
Luna Nueva Eclipsada: Kati Timia Takan
Luna en Eclipse: Kati Aiskur ó Kati Airan ó Aisukurka
Luna con Venus: Kati Maya
Luna Tierna: Kati Raya
Luna Creciente: Kati Kwahi Tawan
Luna Panzona: Kati Kwira
Luna Llena: Kati Tilwan
Luna Menguante: Kati Dakwan Laya
Luna Llena Desaparecida: Kati Impruan
Luna con Corona: Kati Watla 

Calendario: La existencia de un calendario lunar nos permite constatar el conocimiento acerca del ciclo natural de la vida, del universo y del clima; de la temporada de lluvia y de la temporada seca; y de las conductas de los animales y ciclos reproductivos vegetales y animales. Los vientos, las mareas y corrientes marinas y los tiempos de siembra eran conocidas.

El registro etnográfico denota que los mískitos poseían un calendario integrado de trece lunas de 29 días y medio cada uno, que corresponde a una revolución sinódica de la luna. Refiere el etnógrafo Edward Conzemius, que también manejaban un calendario solar, de un poco menos de 13 meses, y ajustaban el treceavo mes de manera que se acoplara con las estaciones y el calendario occidental.

Más o menos la correspondencia del calendario lunar indígena es como sigue:

Calendario de los Mískitos:

          Enero: Siakwa kati, inupu kati o holide kati. Siakwa   es una tortuga, es la época de la caza de las tortugas; también la época de inflorescencia del árbol de  inupu o cedro.
          Febrero: Kuswa Kati, es el tiempo de la tortuga jicotea o tortuga de tierra.
          Marzo: Kakamuk Kati, es el tiempo de la iguana.
          Abril: Waintka Kati, Pisma Kati, es el tiempo masculino.
          Mayo: Wli Marin Kati, es el tiempo femenino; tiempo de la gran tortuga verde (marina); tiempo de la fruta de pan.
          Junio: Li Kati, Yaurus Kati, es el mes del agua, mes de la caña brava; mes de las pléyades.
          Julio: Pastara Kati, es el tiempo del viento fuerte.
          Agosto: Sikla Kati, es el tiempo de los pájaros sigla, especie de caza mosca.
          Septiembre: Sikla Kati, es el tiempo del pájaro güis, que aparecen en este mes (tyrannus intrepidus).
          Octubre: Prari Kati, Saut Kati. Tiempo del huracán; tiempo del viento del sur-oeste.
          Noviembre: Yahbra Kati, tiempo del viento del norte o del noroeste.
          Diciembre: Krismas Kati, mes del Jesucristo.

Manejo del tiempo: Este conocimiento astronómico permite a los mískitos manejar el tiempo y los usos del mismo. Importante de destacar es el uso y medida del tiempo, existiendo una serie de terminologías lingüísticas ligadas como formas gramaticales de precisión temporal, entre ellas las siguientes:

                            
          Pyu, Pyui, pyuam, ai pyua: la fecha, el tiempo, la hora
          Pyu aimakan: La hora ha llegado                               
          Pyu blilkaia: Avisarle a alguien de una fecha importante                           
          Pyu Kitbai: Cambiar de fecha de un acontecimiento
          Pyu luan: Ya pasó el tiempo, la oportunidad
          Pyu Ma Paplisa: El tiempo pasa                            
          Ma Krikaia Pyua: Tiempo de los granos 

Instrumentos de Medición: La información etnográfica disponible permite conocer de la existencia de un instrumento de medición utilizado por el pueblo mískito, que por su nombre Pyu, está estrechamente ligado al mismo concepto del tiempo. El Pyu consiste en una cuerda a la cual se le atan tantos números como períodos de tiempo se deseen expresar en un mensaje. Es similar al Quipu de los pueblos andinos.

Antiguamente era usada el Pyu para llevar el cómputo del tiempo o bien para expresar cantidades.

Especialmente se usaba a nivel doméstico cuando un mískito sale de viaje de pesca o cacería, dejaba a su mujer un Puy con tantos nudos como lunas estaría ausente; así sus familiares sabían con precisión la fecha planeada de su regreso. También hacían uso del Pyu para efectos de celebraciones, así cuando un jefe invitaba a otros parientes o amigos de otras comunidades, éste por medio de un mensajero hacía llegar un Pyu con tantos nudos como invitados hacía.

Agricultura: Mediante la agricultura los mískitos complementan sus requerimientos alimenticios. Conforme al tipo de clima, suelos y humedad, los cultivos que realizan son de plantas como la yuca, el quequisque, las batatas, el ñame, bananos, coco, pijibay, fruta de pan, arroz, frijoles y maíz. Recolectan frutas de temporada, mieles silvestres y con animales que cazan y pescan complementan una dieta muy rica y variada.

Debido a la abundante agua los pueblos mískitos no requieren de obras para la agricultura tal como sistemas de riego sino que sus cultivos son ajustados al ambiente. Cultivan en la forma tradicional del sistema de tumba, roza, quema.

Pesca y cacería marina: En cambio se sabe que los mískitos realizan obras en el agua para efectos de la caza de tortugas en la zona de los cayos. En ellos construyen centenares de palafitos usados como viviendas temporales en la temporada de pesca de langosta y caza de tortuga marina.

Durante la colonia, ante la demanda de carne de tortuga de los mercados de Belice, Gran Caimán y Jamaica, los mískitos construyeron corrales de tortugas en el mar haciendo uso de troncos de madera de varias especies abundantes en los cayos y en sus costas como es el mangle.

Por el conocimiento extraordinario del mar los barcos piratas ingleses en los siglos XVII y XVIII llevaban a bordo uno o dos mískitos, quienes le aseguraban a la tripulación de suficiente carne de animales de mar.

La conservación de estos recursos naturales del pueblo mískito es responsabilidad de las propias comunidades indígenas. Por ejemplo el acceso a los cayos mískitos se encuentra controlado en forma estricta por sus propias autoridades, quienes han organizado una distribución del acceso a los recursos naturales entre las distintas comunidades.

Los mískitos conocen y usan una amplísima farmacopea de plantas que cultivan en los jardines de sus casas.

En cuanto al uso del agua para bebidas los mískitos preparan varios tipos de bebidas fermentadas como la chicha de maíz, de yuca, de coco, de fruta de pan. También se encuentra la tradición de bebidas agrias llamadas buña y la fabrican de yuca, batata, pijibay y de ñame.

Se ha reportado la existencia de un método de purificación de agua, el cual consiste en introducir una ??piedra de rayo? en el recipiente donde se almacena el agua.

ACCEDA DESDE AQUÍ A LA FICHA COMPLETA DE NICARAGUA

Nicaragua

nicaragua Nicaraos Mískito Sumo-Mayangna Rama Nicaraos Nicaraos Mískito Mískito Mískito Mískito Mískito Mískito Sumo-Mayangna Sumo-Mayangna Sumo-Mayangna Sumo-Mayangna Sumo-Mayangna Rama Rama Rama Rama